Las emociones

Area recursos humanos / Emociones, estados de ánimo, sensaciones / septiembre 18, 2015

Las emociones

Inside outHe estado viendo en el cine Inside Out, magnífica película de animación producida por Pixar, bravo por Pixar por hacer estas cosas tan creativas. La película nos enseña dos cosas esenciales:

• Como las emociones dominan nuestro comportamiento, lo condicionan totalmente. Nos sentimos atrapados por las mismas
• El complejo funcionamiento de nuestro cerebro, con sus interminables archivos de memoria, recuerdos esenciales, procedimientos de barrido etc.

Una gran película que recomiendo a todo adulto que quiera comprender realmente como se siente y porqué. A través de cinco emociones nos ilustra de nuestro posible comportamiento. Utiliza: la alegría, el miedo, la tristeza, el asco y la ira.

• Con la alegría nos sentimos bien. Lo vemos todo positivo. Todo es posible por muy dura y compleja que se ponga la situación. La alegría en un enorme chute e optimismo y de fuerza interior. Esta emoción nos predispone a superar las dificultades y a enfrentarlas con decisión de superarlas.
• El miedo nos paraliza. Es una emoción que nos condiciona a no hacer nada, por si acaso. Un poco de miedo, de prevención es necesario para mantenernos alerta de los peligros y lograr nuestra supervivencia. Pero un mucho de miedo nos deja paralizados, no somos capaces de avanzar.
• La tristeza nos resta fuerzas, nos quita toda energía. Lo vemos todo negro. No podemos con nada. El mundo se nos viene encima y se nos encoge el alma. De otra forma diferente al miedo la tristeza también nos paraliza. No es una buena compañera. Si bien en la película nos muestran que en algún momento la tristeza, sus sistemas al exteriorizarlos nos pueden salvar de algunas situaciones delicadas, cuando conseguimos que los otros vuelquen su cariño en nosotros y nos animen con sus alabanzas a salir de la situación negativa en la que estamos.
• El asco es una emoción de rechazo. Rechazamos situaciones, comida, elementos. Nos produce arcadas y vómitos. Nos da repugnancia algún elemento del entorno y lo rechazamos de plano. Es una emoción que impulsa al rechazo a la sanción.
• La ira es la emoción de la frustración. No podemos hacer frente a nada, nos sentimos impotentes y entonces sale lo peor de nosotros mismos que arremete contra todo lo que tiene a su entorno. La ira provoca que siempre le echemos la  culpa al otro, a todo aquello que nos rodea y descarguemos contra ello nuestra peor furia.
Repito bravo por Pixar, no solo por esta magnífica lección cinematográfica sino también del comportamiento humano. Bravo por este tipo de cine, brillante, inteligente y educativo. Ah! por último es muy curioso que el cerebro sea capaz de producir de 5 emociones solo una positiva, la alegría, y las otros cuatro sean negativas. No os dice algo del comportamiento ladino del lado reptiliano (supervivencia) de nuestro cerebro. Meditarlo.

Comentarios (0)

Deja un comentario

Lo más reciente